Publicada en

Diplomacia humanitaria en Venezuela.

La ayuda humanitaria comenzará a llegar al país en pocos días, tal y como lo anunció recientemente el presidente de la Federación Internacional de la Cruz Roja y la Media Luna Roja, el Dr. Francesco Roca, quien en días recientes visitó Caracas en ocasión de ofrecer una rueda de prensa junto al Dr. Mario Villarroel, presidente de la Cruz Roja Venezolana, a Su Eminencia el Cardenal Baltazar Porras, representante de la Iglesia Católica y, al Dr. Miguel Villarroel, vicepresidente mundial para América de la Federación Internacional de la Cruz Roja, con quienes ante la presencia de numerosos medios de comunicación nacionales e internacionales y diversas ONGs de carácter humanitario, ofreció mayores detalles del caso venezolano. Allí, el presidente Roca informaba sobre la voluntad y el acuerdo entre todos los actores políticos y sociales del país de cara al ingreso de la necesaria y oportuna ayuda humanitaria a territorio venezolano.

La Cruz Roja es el movimiento internacional que más experiencia tiene en la coordinación y distribución de asistencia humanitaria a poblaciones afectadas por casos de conflictos bélicos, catástrofes naturales y crisis humanitarias.

Con relación a la situación venezolana, el presidente Roca insistió en la rueda de prensa en los siete principios previamente expuestos, que siempre inspiran la acción humanitaria de la Cruz Roja, y que son también un imperativo de la situación venezolana, particularmente los de neutralidad e independencia.

Estos principios forman parte de la gran mayoría de las ONGs que desarrollan actividades similares. El principio de independencia es ajeno a toda vinculación con la política y a toda presión ideológica, financiera o militar, porque todo se orienta a la defensa del ser humano. En cuanto al principio de imparcialidad, que es esencial en la acción humanitaria cuando se ofrece asistencia sin ninguna discriminación, se establece que nadie puede estar privado de auxilio en situaciones de penuria. En este sentido, dentro las múltiples acciones de la Cruz Roja en el mundo, la distribución de la ayuda y el trato a quienes la necesitan, debe hacerse sin ninguna distinción desfavorable, vinculada a criterios de raza, religión u opinión política.

La Cruz Roja venezolana, con 124 años de experiencia, cuenta con el voluntariado necesario y la coordinación con otras organizaciones humanitarias para cumplir con esta misión que se le ha encomendado, y como en muchas otras situaciones de crisis que transcurren actualmente, es la Cruz Roja o la Media Luna Roja, el canal más expedito y adecuado para que llegue la ayuda humanitaria a los más vulnerables.

El pasado martes fue convocado un Comité Nacional extraordinario en la sede nacional de la Cruz Roja venezolana en Caracas, donde se recogieron los planteamientos de los altos representantes de la Federación Internacional, del CICR, y de los directivos venezolanos nacionales y regionales. Igualmente, los primeros técnicos y especialistas con gran experiencia humanitaria en otras partes del mundo, expusieron sus testimonios y reafirmaron el compromiso y la disposición plena de contribuir y complementar la acción humanitaria en Venezuela.

Ya se cuenta con los recursos económicos y con el material técnico necesario para iniciar el proceso de distribución de la ayuda humanitaria en el país. Tanto en el llamado a los donantes que hizo la Federación en Ginebra como en el realizado a numerosos Estados y entes particulares para conseguir recursos, la respuesta, afortunadamente, ha sido altamente positiva.

En los próximos días empezaremos a ver resultados tangibles. Sin embargo, la cooperación de todos los actores nacionales e internacionales sigue siendo fundamental para lograr la consecución de los más altos intereses humanitarios ante la actual urgencia y necesidad venezolana.

Sería oportuno la consulta y el apoyo de otras organizaciones internacionales que, más allá de su carácter diplomático, también llevan a cabo programas de diplomacia humanitaria como es el caso de la OCHA, la Oficina para la Coordinación de Asuntos Humanitarios de la Secretaria de la ONU, la OEA, y la Unión Europea, que es el mayor donante mundial de ayuda humanitaria y que cuenta con organismos especializados en la materia, cuyos aportes pueden ser muy significativos en la diplomacia humanitaria en Venezuela.

Embajador Julio César Pineda

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *